Punto Uno
Banner central top 1 separador

Por Natalia Aguiar
La gestión de Alberto Fernández parece estar en un círculo vicioso de crisis, ya que no termina de salir de una y empieza otra secuencia. Quizás por ello, al iniciar la noche del sábado una gira europea, se ilusione con las bendiciones papales.

Por Natalia Aguiar
La incapacidad del Gobierno de Alberto Fernández, o de Cristina, según desde qué punto de vista se lea, ha sido absoluta, suprema, soberbia, a gran escala. A sabiendas incluso de un sistema de salud precario en todo el país, pero ahora, puesto de manifiesto en el Gran Buenos Aires y en la ciudad de Buenos Aires.

Por Natalia Aguiar
Contrario a lo que ocurre en la mayoría de los países del mundo, donde surgen cada vez más opciones electorales, en argentina se consolidan sólo dos fuerzas, el Frente para Todos y Juntos por el Cambio.

Por Natalia Aguiar
En años electorales se muestra la hilacha, pero lo que percibe la gente, incluso pandemia mediante, resulta inaudito. No se podría caer más bajo pues.

Por Natalia Aguiar
Esta semana vimos por primera vez, a un Alberto Fernández desafiante y ofuscado ante la oposición que cuestionó las nuevas restricciones por la segunda ola de Covid 19. Juntos por el Cambio señaló que las limitaciones eran inconstitucionales e incluso las compararon con aquellas impuesta en la última dictadura militar. Excedidos también.

Por Natalia Aguiar
Ay, ay Alberto... con quién estuvo. “Dime con quién andas, y te diré la posibilidad de contagio”. El presidente Alberto Fernández anunció el viernes pasado que contrajo coronavirus pese a haber recibido ambas dosis de la vacuna Sputnik V. Así que desde entonces está aislado en la casa de huéspedes de la Quinta de Olivos.

Por Natalia Aguiar
Ante un Alberto cada vez más debilitado y asfixiado por Cristina, habrá que ver hasta dónde aguanta este hombre. Es que sin lugar a dudas está siendo víctima de acoso, bullyng de poder, o bullyng laboral, como se mire.

Por Natalia Aguiar
Sabemos los argentinos que tenemos un Gobierno de coalición y que la Jefa política es Cristina Fernández. Al pobre Alberto Fernández, el presidente en lo técnico, le toca bailar con la más difícil, porque Cristina no es fea, es difícil.